Bilboestiba insiste en el arbitraje obligatorio sin conocer la propuesta de Trabajo

…los estibadores han explicado desde el principio del conflicto que las tareas complementarias las tienen en el actual convenio y que, además, en otros puertos donde se ha desviado la carga, por ejemplo, sí que las están realizando los propios estibadores portuarios. Ahí también radica un desconcierto, ya que “las mismas empresas permiten las complementarias en unos puertos mientras que en el de Bilbao pretenden suprimirlas, lo que supondría dejar a los trabajadores sólo para las tareas de buque, perdiendo entre el 30% y el 40% de sus funciones –y sueldo- e implicaría mayor temporalidad y acceso al puerto a personal de ETTs sin apenas formación, con contratos por horas, como está sucediendo ya en algunos casos”

Bilbao mete en un lío a El Musel

El colapso alcanzado por la avalancha de tráficos que habitualmente van por Bilbao es tal que hace un mes la terminal restringió la entrada de esas mercancías, con lo que pasaron de llegar catorce a siete trenes semanales. El resto se están embarcando ahora por el puerto de Pasajes, con grúas alquiladas ex profeso, ya que carece de terminal de contenedores.

El Ministerio de Trabajo trazará una hoja de ruta para “mediar” en el conflicto de la estiba de Bilbao

“Tras una sesión a mediodía y una hora de receso para comer, las partes han vuelto a la sede ministerial para seguir debatiendo los puntos a tratar. No obstante, en esta ocasión, sólo ha acudido al encuentro el director general de Bilboestiba, Peli Ortiz de Zárate, ante la “sorpresa” de los trabajadores por la ausencia de los representantes de las empresas.”

Las empresas estibadoras rechazan la mediación del Gobierno Vasco en el conflicto del Puerto de Bilbao y los sindicatos recurren al Ministerio de Trabajo

“En este contexto, también creemos que existen otras medidas para resolver el conflicto, que sean alternativas al arbitraje obligatorio, y nos unimos a la petición de nuestros afiliados españoles para una mediación – solicitada por los sindicatos y pendiente de aceptación por las empresas”. Terje Samuelsen, presidente de la ETF